Tatami tradicional

El tatami está compuesto de una espesa capa de paja de arroz, el corazón de la misma que permanece viva hasta que se seca del todo, sigue realizando el proceso de la fotosíntesis por el que se libera oxigeno a la atmosfera. Los tatamis por esta razón se puede decir que ionizan el ambiente. Están recubiertos por una suave estera de Igusa de bambú y en los lados tiene dos cenefas o ribetes de tela negra que lo protegen para evitar que se deshilache.
El tatami mantiene siempre una temperatura aún más cálida que la madera y tiene un punto de dureza parecido a la tierra por lo que es también un suelo muy acogedor, por ello también lo usamos para cubrir superficies enteras de habitaciones o espacios grandes simplemente colocando unas piezas junto a otras. Cada pieza de tatami pesa unos 25kg por lo que quedan bien asentadas. Por su calidez y punto de dureza resulta muy agradable andar o sentarse sobre él.
El igusa o esterilla que lo recubre tiene la propiedad de repeler el polvo.

Características del tatami y tratamiento:
 Los tatamis pueden colocarse sobre la mayoría de los suelos tales como piedra, madera, alfombra o suelo térmico. 
Los tatamis también pueden ser colocados en camas de madera sobre los somieres. 
La luz del sol cambiará poco a poco su color pasando del pajizo verdosos al amarillo pajizo con el paso de los años. 
Los tatamis NO deben dejarse sobre suelos húmedos ni usarse con zapatos. 
Los muebles pesados con patas pueden dejar marcas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s