Historia de Japón V

Edad premoderna o  kinsei

Desde mediados del siglo XVI se inició un  movimiento en  favor de la reunificación del país en el que  destacaron como protagonistas Oda Nobunaga, Toyotomi Hideyoshi y  Tokugawa Leyasu. El breve pero espectacular momento en el que  Nobunaga y Hideyoshi ejercieron su poder y comenzaron a dar una  nueva forma a las instituciones  feudales es conocido como período Momoyama (1568-1600) o  Azuchi-Momoyama. Tras sucederse uno a otro en el poder, fue  Tokugawa Leyasu el que, alcanzando una victoria definitiva sobre  los seguidores de la casa de Toyotomi en la batalla de Sekigahara  en 1600, asumió un poder que duraría cerca de  doscientos cincuenta años en manos de su familia. Esta  batalla marca el inicio del período Edo (1600-1868).  Leyasu estableció un cuidado orden político basado  en un equilibrio en  el que el shogunato controlaba Edo y el centro del poder,  mientras que los daimyô, clasificados en función de  su lealtad, gobernaban unos doscientos cincuenta feudos. Leyasu y  sus sucesores fueron capaces de mantener la fortísima  centralización del poder mediante este sistema,  reforzando la distinción entre clases, institucionalizando  para los daimyô un sistema de residencia alternada entre la  capital y sus feudos, con la consiguiente lacra económica  que suponía, erradicando el cristianismo,  y controlando los contactos con el exterior. Esta estructura fue  dominada por los samurais, y descansaban sobre el campesinado y  los comerciantes las fuerzas económicas del  país.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s